Acoso Laboral

Con fecha 8 de Agosto de 2012, entró en vigencia la ley Nº 20.607 que modifica el Código del Trabajo

SANCIONANDO LAS PRÁCTICAS DE ACOSO LABORAL.

Así entonces, la ley contempla que “es contrario a la dignidad de la persona       el acoso laboral, entendiéndose como tal toda conducta que constituya agresión u hostigamiento reiterados, ejercidas por el empleador o por uno    o más trabajadores, en contra de otro u otros trabajadores, por cualquier medio, y que tenga como resultado para el o los afectados su menoscabo, maltrato o humillación, o bien que amenace o perjudique su situación  laboral o sus oportunidades en el empleo”.

Y, su incorporación al artículo 160 Nº1 con la letra f) Acoso Laboral, como          causal de término de la relación laboral cuando el acosador sea el trabajador         en contra de uno o más de sus compañeros o el empleador, en contra de uno           o más trabajadores.

Efectuadas las modificaciones, los artículos del C. del T. quedan así:

Artículo 2.- Agregase al final del inciso 2º; “Asimismo, es contrario a la dignidad de la persona el acoso laboral, entendiéndose como tal toda conducta que constituya agresión u hostigamiento reiterados, ejercidas por el empleador o por uno o más trabajadores, en contra de otro u otros trabajadores, por cualquier medio, y que tenga como resultado para el o los afectados su menoscabo, maltrato o humillación, o bien que amenace o perjudique su situación laboral o sus oportunidades en el empleo”.

Artículo 160.- Que trata de las causales de termino de relación laboral agregase en el numerando 1.- la siguiente letra f) nueva;”Conductas de acoso laboral”.

Artículo 171.- Que se refiere al despido indirecto, agregase en el inciso segundo a las letras a.-( Falta de probidad) y b.- (Conductas de acoso sexual), la nueva letra f.- (Acoso Laboral), con lo cual el trabajador podrá reclamar del empleador, además de las indemnizaciones y los recargos señalados en el inciso 1º del artículo en comento, las otras indemnizaciones a que tenga derecho.

Además, se agrega al final del inciso sexto y a continuación de la frase “si el trabajador hubiese invocado la causal de la letra b)” la expresión “o f)”, con lo cual se incorpora a la sanción del pago de indemnización por perjuicios al empleador cuando el trabajador haya usado falsamente esas causales para lesionar la honra de la persona demandada.